Sin coraza

Publicado: junio 29, 2011 en Arts. Eunice Aguilar

Sin coraza se está más expuesto, pero se camina más liviano.

Lic. ைŒhµииy™ ை Aguilar

Odio estos momentos de “coincidencias”, “causalidades”, llamenlas como quieran…

Hoy estuve analizando, pensando, reflexionando, haciendo memoria, etc etc, sobre algunas situaciones de mi vida…

Tenía una idea en mente, acerca del siguiente tema de mi blog… era sencillamente espectacular…

Y justo en este momento en el que iba a vacíar dicha idea, abrí un cuaderno y encontré la f**king frase que cambió todo…

Sin coraza…” si chingao… ya lo sé…

Lo he escrito un par de veces en este medio, un trillón de veces para mí, unas cuantas más para quien haya sido el “afortunado” en recibir una carta mía!!!

¿Pero cómo puedes quitar la coraza si es tu medio de protección ante tanta barbaridad?

Engaños, mentiras, sentimientos encontrados, depresiones, y un sin fin de cosas más o menos graves….

Yo no busqué que me lastimarán, al contrario… ¿por qué alguien lo haría? (bueno, a menos que sea masoquista, pero este no es el caso…. creo)

Y ¿a qué viene todo este debraye sentimentalista de lo mucho que amo a mi “coraza“?

Durante años, en los que la confianza era lo que más valoraba, fue utilizada  en mi contra. Uno cree ciegamente, pero como dicen “les das la mano, y te toman el pie”…

Todo tipo de personas fueron defraudando esa confianza, hasta convertirla en mi más grande enemigo… Abrir la puerta a mi interior es cada día más difícil… a veces hasta para mí….

La respuesta a la pregunta es fácil, obviamente esta arma contra ataques de monstruos dolorosos me ha permitido continuar en momentos difíciles.

También a logrado alejar penas posibles, lágrimas futuras, elefantes cornudos, etc….

Y he aquí el problema principal de ésta: TAMBIÉN HA IMPEDIDO QUE (si es que ya había llegado, o estaba rondano por aquí, o lo que sea) CONFÍE Y DESARROLLÉ ALGO MÁS PROFUNDO….

Y si, ya sé que a lo mejor piensas que si no quito esta coraza me estancaré en un proceso de no permitirme “ser feliz”…. pero creéme cuando te digo que no es sencillo…

Es un cuchillito de palo, una ola contra las montañas, una gota de agua fría… Lentamente van haciendo más y más daño…

Yo quiero creer…. pero mi “guardián” interior me detiene… Me empieza a mostrar (como video) todas aquellas cosas que me han hecho “esconderme” tras esta barrera impenetrable que me protege de ser desdichada….

Y entonces si ya empezaba el proceso “confiador”, regreso y regreso y regreso…

Ahora bien, ¿por qué escribo esto justo ahora?

a) porque no me está dejando ser “malditamente feliz”

b) porque creo que a lo mejor estoy perdiendo una gran oportunidad

c) porque no es bueno, y mi caminar se está volviendo pesado

d) una y mil razones más….

Pero aún así, creo que queda dentro (tal vez muuuuuuy dentro) una esperanza de que algún día me deshaga de esta condenada desconfianza, y vea que efectivamente la esperanza es lo último que muere!!!

Y si es así, pues avanzar hacia una nueva perspectiva que me haga MALDITAMENTE FELIZ!!!

Anuncios
comentarios
  1. Olaya Ollin dice:

    Muy buen texto. ¿Cómo puedes quitar la coraza si es tu medio de protección? Y ¿a qué viene todo este debraye sentimentalista de lo mucho que amo a mi “coraza“?..Amar tanto a su coraza, sin embargo dejarla a un lado para amar y ser amado para vivir otra vez esta maldita felicidad (el tiempo que dure).

    Saludos \m/

  2. Xavi guzman dice:

    jejeje, bellas palabras, aunque no me gusta la palabra “coraza”, prefiero aquella que dices, mi guardián interior.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s